¡YA BASTA, RECUPEREMOS A MéXICO!

“Si ayudo a una sola persona a tener esperanza, no habré vivido en vano.”
Martin Luther King

Como ciudadana de a pie, intento cada día entender lo que vivimos todos los mexicanos y en especial los Poblanos porque es la ciudad en la que he nacido y vivido por más de 31 años. Es verdad que la guerra contra el narcotráfico es necesaria pero también es verdad que si realmente quisiera el gobierno hacer un cambio legalizaría la droga, a los gobiernos no les interesa un pueblo que piense prefiere ciudadanos ignorantes y adictos.

El asesinato del candidato en Tamaulipas Rodolfo Torre Cantú es otro ejemplo de la falta de gobernabilidad que vive México, la falta de liderazgo por parte del ejecutivo federal, pero sobre todo es un ejemplo de lo que Puebla puede vivir sino detenemos esta absurda lucha contra la delincuencia organizada.

Estas mafias siempre han existido y seguirán existiendo, todos sabemos de dónde surge el grupo de choque llamado los Zetas. Pero al mismo tiempo si hacemos una reflexión honesta podemos entender los motivos que orillan a los ex militares a irse al bando de los malos.

Las personas que dedican su vida para servir a los mexicanos, llámese militares, SIEDO, Judiciales, federales de caminos, policía municipal, tránsito etc. Ganan sueldos irrisorios, sueldos que no les permiten mantener a una familia, además de tener que pagar por su uniforme, chaleco antibalas, balas utilizadas etc.

Un claro ejemplo es la capacitación que se llevó a cabo hace dos semanas y este lunes, martes y miércoles en las sedes de todos los estados de la república. Los agentes fueron “capacitados” con recursos del plan Mérida, y uno diría que bien por fin se están aplicando los recursos, sin embargo los agentes se hacen cargo de sus viáticos, no reciben ni un solo peso para pagar camión, comida y hospedaje. ¿Qué podemos esperar como ciudadanos si a nuestros cuerpos de seguridad se les dan apoyos nulos de capacitación sumado a los malos sueldos? Es evidente que cuando se les ofrece dinero, capacitación, equipo de trabajo y oportunidad para sacar adelante a su familia la respuesta es inmediata.

No podemos los ciudadanos seguir viviendo con el temor de nuestros propios policías, es increíble que al ver a cualquier cuerpo de seguridad en lugar de sentir tranquilidad, sentimos pánico.
Si el gobierno realmente quiere detener esta ola de ejecuciones debe de dar buenos sueldos, seguros de vida, becas a los hijos de los agentes, vivienda, capacitación gratuita y equipo de primer nivel para poder luchar en contra de los grupos de delincuencia organizada.

De esta manera les puedo asegurar que un 70% de sus agentes harían una excelente labor dejando la vida en ello, puesto que tienen garantizado el futuro de sus familias, de lo contrario no esperen que se rasguen las vestiduras por salvar a México un país que está falto de liderazgo, un país acéfalo el cual no ha logrado transmitir confianza, esperanza ni futuro promisorio a ningún ciudadano.

Usted mismo puede ver que en la falta de liderazgo, ha tenido que salir al quite Televisa promoviendo Iniciativa México, es evidente que no lo hace por amor al arte pero México está urgido de esperanza y ejemplos de liderazgo, sabíamos que la selección como siempre nos desilusionaría, la política hace mucho nos dejo de interesar pero ¿qué nos queda a los ciudadanos?

Es urgente que sea cual sea el resultado del 4 de julio, los gobiernos generen un ambiente de estabilidad y establezcan proyectos viables que garanticen empleo.

Cada día es mayor el reclamo en todos los sentidos, trabajo, salud, educación, vivienda por mencionar algunos, no pongan a prueba la tolerancia de la gente porque como siempre lo he dicho un pueblo con hambre es un pueblo potencialmente violento.

Anuncios

LA REPUTACION Y LOS POLITICOS

“Quien vive entre los deleites y los vicios ha de expiarlos luego con la humillación y la miseria”

Johann C. Friedrich von schiller

La política causa adicción, seduce y cautiva, así que si usted piensa entrar a este juego vertiginoso llamado el arte de comer basura sin hacer caras, le recomiendo ampliamente leer y poner atención a este artículo.

Durante mis años como consultora en imagen política he conocido todo tipo de suspirantes, candidatos y funcionarios públicos, todos con perfiles diferentes, partidos encontrados, ideologías y convicciones distraídas, pero sin lugar a duda todos con el mismo sentir de continuidad aunque algunos lo nieguen.

Cuando me refiero a continuidad hablo de objetivos a largo plazo, los cuales se deben de ir trabajando con cada cargo público o de elección popular que se tenga, y de esto dependerá su éxito y percepción ante la ciudadanía. Los políticos no terminan por entender que cuando logran conseguir un puesto público será casi imposible no querer otro, esto porque la adrenalina que se vive y el poder que se adquiere son adictivos y surge un amor instantáneo a este trabajo tan peculiar.

Si todos los políticos partieran de el entendido, que su ambición es más grande que su palabra de solo me la juego en esta y ya me salgo de la polaka, tendrían mucho mas aceptación y menos trabajo que hacer para la siguiente contienda, esto sería el ideal para sacar adelante proyectos duraderos y creíbles ante la ciudadanía.

El político no acaba de entender que el desarrollo de sus años de gestión, dará como resultado aceptación y conocimiento o por el contrario rechazo y desinterés. La imagen pública que articulen acompañada de sus promesas de campaña realizadas, será la perfecta mancuerna para transmitir confianza y credibilidad, cosa difícil en estos tiempos.

Ahora bien, si durante los años que dura el cargo se desempeñan con coherencia, y de la misma forma actúa el equipo, estará prácticamente garantizado el siguiente peldaño a escalar, pero si en el primer puesto se hizo un mal papel, el trabajo será doble y titánico, porque en la primera ocasión nadie conocía al candidato y fue un trabajo de permear y posicionamiento, pero ya siendo funcionario el político en cuestión se vuelve una persona conocida y etiquetada de acuerdo a su desempeño.

Así que si se tuvo una primera mala actuación se tendrá que rediseñar toda una imagen, y al mismo tiempo se tendrá que explicar de forma estratégica el por qué de sus malas acciones.

Por eso mi mejor consejo para todos los nuevo políticos es, un buen actuar dentro de sus gestión garantizará su permanencia y aceptación en el electorado, ya que la ambición a corto plazo solo dará como resultado un penoso desempeño y pésima percepción pública.

TIPS

Todo político que inteligente deberá de trabajar como mínimo un año antes de su precandidatura, y una vez obtenida esta deberá tener cuidado con sus promesas de campaña porque de estas parten su reputación y credibilidad.

O COPELAS O CUELLO.

“La mejor forma de cumplir con la palabra empeñada es no darla jamás”
Napoleón I

Así de firme y tajante fue la propuesta del candidato Moreno Valle, sino cumplo me voy, en columnas anteriores comenté que una buena propuesta sería renunciar si no se cumple con parte de la plataforma de propuestas que lancen los candidatos y Compromiso por Puebla escuchó mi petición.

Creo personalmente que la firma ante notario, promesas de campaña y demás basura política no sirve de nada, es momento de ser calificados por la ciudadanía, de intentar medir el desempeño de los gobernantes y es nuestro derecho decidir si han cumplido o no, por eso esperemos que con esto de o cumplo o me voy, el mismo Rafael Moreno Valle, o Javier López Zavala, logren generar leyes que promueva a mitad de gobierno evaluar su trabajo, desempeño y aceptación ante toda la bola de pelados que votamos por ellos.

Esperemos que esto no se quede en una simple y sencilla llamarada de petate, porque le recuerdo al señor Moreno Valle que la ciudadanía ya está cansada de promesas vanas, de leyes absurdas y sobre todo está indignada por no ser tomada en cuenta.

Exigimos ser parte fundamental de sus programas de desarrollo, México se merece despuntar económicamente, turísticamente y sobre todo necesitamos generar un ambiente de reciprocidad entre gobierno y ciudadano, tenemos a gente noble y trabajadora nos merecemos urgentemente mejorar la calidad de vida de nuestras familias, porque si no podría haber consecuencias, un pueblo con hambre es un pueblo potencialmente violento.

A QUIEN COÑO LE IMPORTA LA TENENCIA.

Se han rasgado hasta las vestiduras los candidatos desde principio de campaña para decidir que fue primero si el huevo o la gallina, que si uno dijo primero lo de la tenencia y que si el otro lo copio, pero aquí entre nos que carajo nos importa la tenencia si ya sabemos que buscarán otra forma más de sablearnos a los ciudadanos.

Además que porcentaje en puebla tiene coche? Y cuantos somos de a pie? Le aseguro que la diferencia es abismal, porque no mejor se pelean por ver quien entrega más desayunos en la sierra, o quien logra comprometerse a detener las muertes en niños de escasos recursos por diarrea o inanición.

Es vergonzoso que a estas alturas, los niños sigan muriéndose por infecciones estomacales, que sigan creciendo mal nutridos y por ende sus posibilidades de éxito en la vida sean casi nulas, es indignante que un ciudadano que paga mas de 400,000 pesos en un coche deje de pagar tenencia, es lo mismo que las grandes empresas dejen de pagar impuestos.
Creo en definitiva que estas propuestas están pensadas con el trasero, pero además todos sabemos que es una noticia mediática a la cual no deberíamos de seguirle el juego, no solo porque es otro intento de dorarnos la píldora, sino porque hay miles de necesidades urgentes en la ciudadanía y ustedes señores candidatos siguen e insisten en demostrarnos la poca capacidad de interés en la gente que menos tiene, la cual utilizan como estandarte en cada mitin al que asisten, por favor dejen de ofender a la ciudadanía enserio verán resultados favorables cuando lo hagan.